Qué son las Terapias Asistidas con Animales

NUESTROS PROGRAMAS | ÁREA PROFESIONAL | EQUIPO CANINO | 30 AÑOS DE TERAPIAS

Las Intervenciones Asistidas con Animales (IAA) engloban: las Terapias Asistidas con Animales (TAA), las Actividades Asistidas con Animales (AAA) y las de Educación Asistida con Animales (EAA).

1. Terapias Asistidas con Animales (TAA)

Son intervenciones con una meta orientada, planeada, estructurada, dirigida y realizada por profesionales de la salud y educación. Deben de tener objetivos concretos y deben ser evaluadas como cualquier otro tipo de terapia. Normalmente son programas de largo recorrido y siempre se centra en la mejora física, cognitiva, emocional y / o relacional del usuario.

2. Actividades Asistidas con Animales (AAA)

Son actividades que ofrecen oportunidades recreativas, motivadoras y educativas. Todo y así aunque no deben considerarse Terapias pueden tener un valor terapéutico importante. No necesariamente tienen que estar dirigidas por un equipo educativo o de salud. Las interacciones son más espontáneas y no tienen objetivos concretos.

3. Educación Asistida con Animales (EAA)

Estas son consideradas Terapias Asistidas con Animales pero en el ámbito educativo. En este caso las sesiones deben estar dirigidas por un profesional de la educación y al igual que las terapias deben ser sesiones estructuradas, planeadas, con objetivos concretos y con mediciones. El foco de las sesiones está dirigido a conseguir metas académicas, conocimientos sociales y funciones cognitivas. Un ejemplo de AAE sería un programa de lectura.

En todos los casos es muy importante que los profesionales que trabajan con los animales deben tener formación tanto en el manejo del animal (adiestramiento, comportamiento, estrés, estado emocional…) así como en las patologías o perfiles de los usuarios con los que se trabaje.

Áreas en las que trabaja

Las Intervenciones Asistidas con Animales pueden utilizarse con cualquier persona o colectivo que presente necesidades y pueden ser tan dispares como personas en riesgo de exclusión social, trastornos alimentarios, enfermos terminales, trastornos de salud mental, internos y jóvenes en centros penitenciarios, diversidad funcional, mujeres víctimas de violencia de género entre muchos otros. Todo y así normalmente se trabajan en 4 áreas:

1. Área Física: Serán todas aquellas actividades dirigidas a la mejora física del usuario,

2. Área Cognitiva: Dirigido a procesos de la memoria y del aprendizaje del usuario.

3. Área Emocional: Especialmente son todas las actividades dirigidas a la mejora en la expresión de emociones y sentimientos.

4. Área Relacional: Todas aquellas actividades donde se trabaje la relación con los otros mejorando la relaciones interpersonales.

Beneficios que aportan

Desde sus primeros tiempos el ser humano ha demostrado un fuerte vínculo con los animales. La compañía del animal mejora la calidad de vida del ser humano, aumenta la longevidad y preserva el equilibrio físico y mental. Facilita la recreación, reduce el estrés, y disminuye el índice de depresión. Obliga a asumir responsabilidades, aumenta la autoestima, y, en la mayoría de los casos, mejora la integración de la familia. El intercambio afectivo con el animal mejora el estado emocional de una persona que se siente acompañado y se mantiene activo porque debe asumir la responsabilidad de su cuidado, aumentando así la seguridad en sí mismo. Algunos de los innumerables beneficios que los animales aportan son:

- Aumento del deseo y disposición para involucrarse en actividades grupales y de  trabajo en equipo
- Incremento de  la autoestima
- Aumento del sentido de la responsabilidad
- Reducción de la ansiedad y/o el sentimiento de soledad
- Abrir espacio para la expresión de afecto y de sentimientos
- Aumento de  los niveles de atención y concentración
- Superación de miedos
- Mejora del estado físico
- Reducción de los niveles de ansiedad
- Alivio del estrés
- Beneficios físicos como son la reducción del ritmo cardíaco, reducción de la presión arterial, etc.

Un vínculo que cura